Menú Principal
21 de Octubre de 2016

Nuevo equipamiento endoscópico detecta en forma temprana el cáncer gástrico en Villarrica

Una torre endoscópica y dos endoscopios de alta resolución, permiten a dos médicos especialistas detectar el cáncer gástrico y realizar intervenciones de alta complejidad en el hospital de Villarrica.


Endoscopía Villarrica 1700 pacientes se han atendido en los primeros seis meses de la puesta en marcha de las endoscopías en el hospital de Villarrica. Esto gracias a que en los últimos seis meses el establecimiento ha reforzado la unidad con la adquisición de una torre endoscópica y 2 endoscopios de alta resolución que permiten detectar en forma temprana el cáncer gástrico, así como realizar procedimientos de alta complejidad, ampliando de esta forma las posibilidades de tratamiento a los pacientes de Villarrica, Pucón y las comunas cercanas.

Endoscopía Villarrica 2El director del Hospital de Villarrica, el doctor Christián Nilo, destaca que los nuevos equipos permitieron detectar en más de 30 pacientes un cáncer incipiente y realizar un tratamiento adecuado de su patología. “Hemos hecho una fuerte inversión, no sólo en equipos sino en más horas de endoscopistas para alcanzar una meta de 1.500 endoscopías durante el 2016”.

Endo_2_webEl jefe de la Unidad de Endoscopía Digestiva del Hospital de Villarrica, el doctor Luis Coppelli, señaló que “estamos enfocados en la detección precoz del cáncer y la prevención del cáncer gástrico que tiene mucho que ver con la bacteria Helicobacter pylori”.

Esta bacteria, explica el especialista, se pasa de boca a boca o a través de las fecas. En el segundo caso se atribuye al consumo de aguas de pozo, ríos o vertientes sin clorar. Es decir, agua no potable.

Cuando una persona a la que se le realiza la endoscopía presenta la bacteria Helicobacter pylori, se le entrega un tratamiento con antibióticos para eliminarla. Como es una bacteria muy resistente, estos pacientes siguen en control para chequear cada dos o tres meses su evolución y si la bacteria fue erradicada. Además el tratamiento se expande al resto del núcleo familiar, que probablemente también tendrán esta bacteria.

Una sencilla recomendación que entrega el doctor Coppelli es hervir el agua no potable antes de consumirla.

El cáncer gástrico no da síntomas hasta que no está avanzado y en ese punto es muy poco lo que se puede hacer ya que la tasa de mortalidad es por sobre el 90%. Por lo mismo, el foco del hospital de Villarrica es la detección temprana de la enfermedad.

El cáncer gástrico provoca en el país 4 mil víctimas al año, siendo el cáncer con mayor tasa de mortalidad. Esta enfermedad, detectada a tiempo tiene una resolución muy efectiva, por lo que se recomienda acudir al médico para un examen preventivo.

Gracias a la reforzada unidad, los profesionales han podido detectar hemorragias digestivas debido a várices esofágicas. A través de un procedimiento endoscópico llamado ligadura de várices esofágicas, lo que permite terminar con el sagrado interno con una intervención no invasiva y de fácil recuperación. Este tratamiento de alta complejidad empezó a realizarse en Villarrica el jueves 20 de octubre.